¿Te gustaría conseguir un programa de ejercicios personalizado para solucionar tu lesión? Conoce nuestro sistema de consulta de fisioterapia en linea. Haz clic aquí.

Hola amigos, ¿alguna vez habéis reflexionado sobre vuestra forma de respirar? Existen hasta 3 tipos de respiración dependiendo de la zona, en este vídeo aprenderemos a realizar una respiración abdominal.
Esta respiración tiene lugar cuando llenamos la zona media de los pulmones.
El músculo precursor de esta respiración es el diafragma, un gran musculo que separa los pulmones de los órganos abdominales, este musculo al contraerse, baja hacia el abdomen creando una presión negativa en los pulmones llenándolos de aire.
su acción esta complementada por los músculos intercostales, que separan las costillas haciendo aumentando la presión negativa en la zona torácica.

Es el tipo de respiración utilizada mas frecuentemente, sobre todo cuando notamos una falta de aire o queremos tomar oxigeno rápidamente.

Para ésta respiración es preferible quedarse sentados, procurando que la espalda esté recta y relajada, sin tensión.
Coloca tus manos sobre las costillas una a cada lado.
Expulsa a fondo el aire y tensa la musculatura del abdomen esto impedirá que respires con el vientre enviando el aire hacia la zona torácica.
Inspira profundamente dejando que se expanda la zona de las costillas dejando entrar una buena cantidad de aire a tus pulmones. Respiracion toracica o costal.
Retén un instante el aire, y al expulsar observa cómo las costillas vuelven a su posición inicial cuando vacías los pulmones.
Esta nos ayuda a hacernos consciente del movimiento costal fisiológico que se produce de manera automática cuando respiramos.
Su practica no tiene ningún interés, sin embargo tenemos que conocer sus detalles para poder aplicarla a la respiración completa que podéis visualizar en el siguiente enlace.
Para los mas aplicados, podemos realizar una modificación a la respiración torácica que nos ayudara a tener mas control sobre nuestra anatomía.
Nos posicionamos de la misma manera que antes, pero esta vez intentaremos llevar el aire únicamente hacia un lado, originando un llenado mayor en un solo pulmón, notando como la mano del lado elegido se expande ligeramente mas que la contraria. Esta respiración requiere de una mayor experiencia y concentración y puede llegar a ser igual de beneficiosa y relajante que la respiración completa. Respiracion toracica o costal.